Las empresas cada vez tienen más claro que ofrecer un puesto de trabajo a un autónomo, les resulta mucho más económico e interesante que contratar a un asalariado. Así, los supuestos récords de afiliación al RETA no se traducen necesariamente en un aumento espectacular de emprendedores en nuestro país, sino en realidad, en muchos trabajadores a los que se les “obliga” a hacerse autónomos si quieren acceder a un puesto determinado.

Es una de las conclusiones que se desprenden del último informe sobre autoempleo elaborado por Adecco, en el que se pone de manifiesto que en 2014 crecieron un 4,4% las ofertas de trabajo destinadas en exclusiva a los trabajadores autónomos, llegando de esta forma a los 56.200 puestos de trabajo ofertados en 2014.

Del total de ofertas, casi dos de cada diez eran procedentes de la Administración Pública, el 18% se generó en el ámbito del comercio y la reparación de vehículos a motor. En esta clasificación, los siguientes puestos fueron para las propuestas en actividades sanitarias y servicios sociales, con el 12,8%, y la hostelería con el 11%.

Se completaron las ofertas a los trabajadores por cuenta propia con los siguientes sectores: industria manufacturera (6,6%), las actividades profesionales, científicas y técnicas (5,1%), las actividades administrativas y servicios auxiliares (4,4%); construcción (4,3%); información y comunicaciones (4%); educación (3,9%); transporte y almacenamiento (3,2%); actividades financieras (1,3%); actividades inmobiliarias y actividades artísticas (1%) y suministro de energía eléctrica (0,4%).

La mayoría de los sectores vieron como se incrementaban las ofertas en exclusiva para autónomos durante el pasado ejercicio, pero los crecimientos más notables se dejaron notar en transporte y almacenamiento, y actividades inmobiliarias, que duplicaron las ofertas en comparación a 2013. Sin embargo, las caídas más pronunciadas hacen referencia al suministro de energía eléctrica, gas, vapor y aire acondicionado y en la industria manufacturera, con retrocesos del 30% y del 29,3%, respectivamente.

Las pymes buscan a los autónomos

La pequeña empresa es la que ofrece la mitad de estos trabajos a los autónomos, en concreto el 50,9%. Las grandes compañías suponen el 32,2% y las medianas el 16,9%, por lo que queda de relieve la importancia que adquieren los pequeños negocios a la hora de generar este tipo de empleo.

Pese a ello hay reducciones en las ofertas laborales de las pequeñas y medianas empresas, 0,5% y 6%, respectivamente, si lo comparamos a los datos de 2013. En el otro lado de la balanza destaca el crecimiento en la oferta de las grandes compañías, con una subida del 21,3%. El pasado ejercicio fue el de la recuperación para los autónomos, ya que aumentó por primera vez en cinco años el número de afiliados, con 69.000 nuevos trabajadores por cuenta propia.

Un artículo publicado en Muy Pymes

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s