La demanda de profesionales freelance es cada vez más elevada en diversos sectores profesionales como el marketing, el periodismo o el diseño gráfico. En un mercado cada vez más competitivo, ¿sabes cómo diferenciarte y añadir valor a tu perfil?

Conseguir más proyectos como freelance y que las empresas o particulares vuelvan a llamarte y te tengan en cuenta para futuras iniciativas no es tarea sencilla en un mercado cada ez más competitivo y donde las cotas de exigencia son cada vez más altas.

Algunas de las claves para enriquecer tu perfil y desempeñar un gran trabajo son habilitar un espacio adecuado de trabajo –ya sea desde tu casa o desde un coworking u oficina compartida-, marcar adecuadamente tus horarios, respetar el descanso y contar con herramientas, aplicaciones y tácticas que potencien tu productividad.

Además de todas estas claves relacionadas con la gestión que haces como freelance de tu espacio y de tu tiempo -estrictamente relacionadas con tus niveles de motivación y de concentración-, puedes poner en marcha una serie de cambios y estrategias para destacar y aportar valor a tu perfil.

Establece colaboraciones y trabaja en red

Competir de forma insana y excesiva te convertirá en un freelance kamikaze. En un siglo XXI donde el trabajo colaborativo, la flexibilidad y las alianzas online están a la orden del día, es probable que te resulte mucho más efectivo tener valiosos enlaces dentro de tu comunidad.

Puedes trabajar en red con otros bloggers, diseñadores, traductores, correctores o periodistas, recomendando de primera mano a profesionales de confianza cuando no tengas tiempo ni disponibilidad para aceptar un proyecto. Por otra parte, muchos clientes demandan servicios a la vez -por ejemplo, un logo corporativo acompañado de un texto y una sesión de fotografías- por lo que puedes ofrecer packs en comunión con otros especialistas por cuenta propia. 

Trabaja tu marca personal y dale fuerza a tu historia

La marca personal en la red es la biblia del freelance de hoy en día. Puedes explotarla y potenciarla de toda clase de maneras: a través de un completo y atractivo portfolio, escribiendo y creando valor en un blog personal, realizando acciones de networking en la red social LinkedIn, creando un CV interactivo y original que capte la atención y deje enganchados a tus potenciales clientes, etc…

Ten en cuenta que nadie dedicará mucho más de un puñado de segundos en echar un vistazo a tu perfil profesional o a revisar los trabajos de anteriores clientes, por lo que como trabajador independiente en un mercado cada vez más feroz y saturado deberás fomentar tus principales armas: la rapidez, la especialización, la creatividad o los resultados. Incluye siempre estadísticas y números llamativos que reflejen el valor de tu trabajo. 

También las buenas historias y la temática serán un importante aval: haber escrito un popular reportaje sobre millennials, estar especializado en música electrónica o destacar en fotografía de interiores te posicionarán en nichos de mercado muy concretos, algo fantástico teniendo en cuenta la elevada demanda de la especialización. 

Convertirte en un experto referente de tu área o sector

En consonancia con el punto anterior, es fundamental que tus clientes te consideren experto en la materia, mucho antes que dominar todo de manera superflua o generalista. Solamente de esta manera podrás producir trabajos exhaustivos, precisos y de alta calidad, tener tarifas más altas y conseguir buen feedback por parte de tus clientes que te ayude a continuar posicionándote más alto. No basta con reunir una serie de habilidades específicas, sino que centrarte en determinadas áreas o ejes temáticos te dará el impulso definitivo para despuntar como freelance.

También es clave que realices un buen seguimiento y solicites valoraciones posteriores a los clientes, pudiendo incluir esta retroalimentación en tu página web o portfolio en forma de opiniones o puntuaciones positivas. De esta manera, también podrás conocer cuáles son tus errores y cómo corregirlos e implementar estrategias de mejora.

Formación constante

Al igual que hace unos años no existían los community managers como figura profesional o los periodistas no manejaban todavía numerosas herramientas digitales, el futuro y la evolución tecnológica traerán consigo nuevos retos y desafíos, aplicaciones que optimizarán y mejorarán la calidad de tu trabajo y áreas en las que tendrás que ahondar y documentarte. Nunca es tarde para aprender a realizar infografías, conocer nuevos programas de edición o profundizar en las herramientas de analítica web, por ejemplo.

Una gran manera de continuar formándote son los cursos online, que puedes realizar -muchos de ellos, de forma totalmente gratuita- desde cualquier sitio y con horarios flexibles, complementándolos con tu trabajo y adquiriendo nuevas habilidades, competencias y herramientas. En este enlace podrás encontrar un completo listado de MOOCs que cursar durante este mes de junio.

Escrito por Andrea Núñez-Torrón Stock

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s